Catarata Velo de la Novia


La Catarata Velo de la Novia es posible observarla en todo su esplenor en los meses de Diciembre -Marzo en temporada de lluvia se precipita desde lo alto de un macizo rocoso de más de 100 m. formando un precioso velo de cristalinas aguas que caen directamente sobre el río Tarma. 

En las altas paredes rocosas por donde cae la catarata es posible apreciar entre la abundante vegetación gran cantidad de nidos del Paucar así como Gallitos de las Rocas los cuales se aprecian muy temprano o al caer la tarde. 

Parte del impresionante velo de agua cae sobre un tramo de la antigua carretera hacia Chanchamayo a manera de gigantesca ducha. Se trata de la carretera antigua conocida como "el paso de los valientes", que se dirigía a Chanchamayo la misma que fue excavada en la roca viva sobre la margen derecha del río Tarma formando un medio túnel. 

Al final del tramo de carretera, el río ha formado un angosto cañón sobre el cual se tendió un pequeño puente de 5 m de longitud que en la actualidad se encuentra cubierto de gramíneas. Por esta carretera cruzaron los primeros vehículos con los colonizadores que se dirigían al entonces agreste y peligroso valle del Chanchamayo allá por los años de 1918 y que hoy se ha convertido en una próspera provincia. 

Se debe tener cuidado de no acercarse demasiado a la orilla que se encuentra aprox. a 15 m sobre las turbulentas y frías aguas del río Tarma.